Editorial nº 2

Editorial Universidad de La Serena Revista Ceyes

Resumen


La formación de profesionales siempre ha sido un desafío para las instituciones de educación superior, lo que se ha ido incrementado con el tiempo, producto de las reformas educacionales, las demandas de los sectores laborales, el fortalecimiento del conocimiento en las distintas disciplinas y las características de los estudiantes, son algunas variables insoslayables que debe enfrentar hoy el sistema de Educación Superior.
Enfermería no está ajena a esta situación, las reformas en salud, los cambios demográficos y epidemiológicos, el perfil del usuario cada vez más complejo producto del proceso de envejecimiento de la población, la prevalencia de las patologías crónicas, sus respectivas descompensaciones derivados de los estilos de vida y la no adherencia al tratamiento, presenta un escenario complejo, que demanda de los profesionales movilizar saberes y demostrar idoneidad en la emisión de juicios clínicos, en la toma de decisiones para brindar y gestionar un cuidado seguro y de calidad.
Es así que las innovaciones y la revisión permanente de los currículos es una tarea de los equipos de académicos, monitoreando los contenidos y materias específicas de las asignaturas, las metodologías y los sistemas de evaluación que permitan dar cuenta de los saberes logrados por los educandos. Esto demanda mayores exigencias a los académicos no sólo estar al día en las materias sino además, manejar didácticas metodológicas para lograr un aprendizaje profundo en los estudiantes. Si bien producto de lo mencionado se han diversificado las estrategias didácticas, aún no se logra del todo establecer que o cuales metodologías son las más apropiadas para lograr un aprendizaje efectivo en los estudiantes. Es probable que los laboratorios y la experiencia clínica sean unas de las formas de aprendizaje que mejor logra su cometido, siempre y cuando sean bien planificadas. En el aula ¿Cuál será la mejor estrategia para lograr que los resultados de aprendizaje sean en profundidad? y los estudiantes logren integrar, movilizar y desarrollar saberes. Es discutible, es un área que hay que profundizar es probable que dependiendo de las materias, el contexto, el tipo de estudiante, el nivel de avance curricular, las estrategias sean distintas, lo importante es tener en consideración cuales son los resultados de aprendizaje que se deseen lograr, en post del perfil de egreso declarado.
Por ello, todos quienes trabajan en la formación, deben canalizar sus esfuerzos en aportar experiencias satisfactorias en el ámbito académico y esmerarse para que los estudiantes aprendan y que estos aprendizajes sean significativos, de tal manera que puedan brindar un cuidado seguro, de calidad, humanizado y de gran compromiso ético.


Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.